Categorías
Aperitivos

Porotos Granados blancos con salsa de verdura

porotos-granados
La otra semana estaba junto con mi director para un trabajo periodístico muy importante, y cuando me llevó a comer a un restaurante me sirvieron este plato: exquisito! No pude resistir de tentación y le pedí la receta al chef. Os paso la receta de este plato delicioso que se cocina con toda la fantasía de la comida de nuestro maravilloso país.

Ingredientes de los porotos granados blancos con salsa de verdura

  • 4 tazas de porotos blanco tamaño grande (1 ½ kilo)
  • 3 tazas de porotos verdes
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cebollas, cortadas en cuadritos
  • 2 dientes de ajo machacados
  • 3 zapallos medianos
  • 1 cucharadita de ají picante fresco
  • 1/2 cucharadita de paprika
  • ½ cucharadita de comino
  • 1 litro de caldo de verduras
  • Hojas de albahaca fresca (a gusto)
  • Cilantro picado a gusto
  • Sal y pimienta a gusto

Preparación

En un sartén vamos a dorar nuestra cebolla y cuando este bien dorada agregamos el ajo con el comino y el ají en polvo. Como siempre lo que necesita es tener cuidado con los olores. Cuando nos demos cuenta que los sabores están ablandados podemos añadir los porotos con el caldo de verduras cocinando a temperatura media. Os recuerdo que los porotos necesitan de una cocción a lo menos de 45 minutos porque por solito son muy duros y solo cuando se ponen blandos se puede seguir con la preparación.

Por otro lado de nuestra mesa de trabajo preparamos los zapallos. Sería más rápido ponerlos en la batidora pero yo prefiero cortarlos en cubitos muy finos y ponerlos en una olla con no mucha agua. Adentro pongo un cubito de caldo de verdura y lo pongo en cocción. Estando los zapallos muy blanditos se van a trasformar en forma rápida en crema y con el caldo de verdura la crema se pone muy sabrosa.

Cuando los porotos están a media cocción y los zapallos están cocidos y esten como crema vamos a agregarlos. Y al mismo tiempo lo hacemos con los porotos verdes. Seguir agregando más caldo si necesita. El secreto es agregar la cantidad de caldo suficiente para que el plato se presente cremoso y jugoso: nunca cebará encontrarse demasiado seco.

Ante de servir picamos la albahaca picada, esta le entregará más sabor al plato. Finalmente vamos a freír el ajo en aceite junto con paprika y ají de color: esta mezcla tiene que ser colada y así se obtuve una salsa sabrosa para servir con nuestro plato. Se sirve caliente, añadiendo cilantro picado. ¿Que esperan? Prueben y improvisen!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *