Categorías
Dulces

Tarta con crema de naranja y frutas

tarta-crema
La primavera ya se siente en el aire y nos llega gana de picnic y de comida en el campo. La idea de una torta como esta será la felicidad de nuestros queridos niños y también de los adultos que quieren mucho comer dulce. Logré tener la receta desde el sur de nuestro país adonde la comida todavía está natural y más sabrosa. El verdadero secreto para que resulte bien son los ingredientes, que sean lo más naturales posibles: ¡vamos a prepararla juntos!

Ingredientes

  • 1 masa de hojaldre cuadrada
  • 2 naranjas (solo la piel)
  • 3 huevos
  • 1/2 litro de leche
  • 50 gr de crema
  • 90 gr de azúcar
  • 40 gr. de maizena
  • 3 cucharaditas de esencia de vainilla
  • 1/2 vaso de mermelada de moras
  • 200 gr de frambuesas
  • 120 gr de grosellas
  • 1 cucharada sopera colmada de gelatina vegetal (agar-agar)

Preparación

El hojaldre es el primero elemento que nos sirve para nuestra torta. Ya lo tenemos listo pero es importante adaptarlo bien a nuestras exigencias. Por eso vamos a calentar el horno a 180 grados y por mientras estiramos la masa de hojaldre con rodillo e intentamos de tener nuestra preparación más fina posible. Las pincharemos muchas veces: es importante porque no pueda subir; después la ponemos en un molde bastante bajo y plano. Para estar seguro que no se sube ponemos arriba algo que pueda mantenerla bien plana (garbanzos secos). Cocemos la masa durante 20 minutos, hasta cuando vemos los bordes que tienden a levantarse y que sea más dorados.

Ahora preparamos la crema de naranja. En una licuadora ponemos la leche y la nata, añadimos la esencia de vainilla y la piel de naranja. La piel tiene que ser bien limpia: solo la parte amarilla porque la blanca que está en el interior tiene un sabor demasiado amargo. Programamos la velocidad más baja y la licuamos por 8 minutos. Eso porqué la piel es más dura de los otros ingredientes. Después vamos añadiendo los otros ingredientes (huevos, azúcar, maicena) pero antes retiramos la piel ya lista. Activamos nuestra licuadora a velocidad mediana para 5 minutos. Cuando está al punto nuestra crema está lista y la vamos a poner en un bol tapado con un film trasparente. Les aconsejo de no ponerla en la parte más fría del refrigerador pero que esté en la que tiene una temperatura medio baja. Eso porque los ingredientes se puedan ablandar bien sin permanecer “aislados” entre el bol.

Por mientras que la crema se resfría vamos a preparar la cobertura. Esta es la parte que más me encanta porque de fantasía. Reservamos una parte de nuestras frambuesas y de grosellas para decorar nuestra tarta y lo restante lo picamos fino, pero no excesivamente. Podemos hacerlo a mano o en la batidora. Pues, en un casco vamos a poner la mermelada de moras junta con nuestra mezcla que ya estará lista. Calentamos toda nuestra preparación a fuego muy bajo. En un recipiente tenemos que desleír el agar-agar junto con dos cucharadas de agua tibia y lo agregamos al casco que está calentando, removemos muchos nuestra preparación hasta que llegue a hervir. Cuanto está al punto la retiramos y la vamos añadiendo en el hojaldre: horneamos para 15 minutos a 160 grados. Cuando este cocida la retiramos y ponemos nuestra cobertura con mal mezcla, la mermelada y frutos de bosque. Nuestra tarta está lista y la vamos a poner en el refrigerador porque se quede perfecta. Estoy segura que el sabor les encantará y no se se atreve en probarla!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *