Categorías
Ideas

Escabeche de verdura en vinagre

escabeche-vinagre

Este escabeche de verduras es muy particular porque se puede cocinar en poco tiempo. Lo descubrí gracias a una amiga que conozco desde siempre y que desde siempre fue bastante gordita. Cuando la vi unos días atras casi no la podía reconocer: más delgadita y con un buen aspecto. Me comentó que estaba comiendo cosas bastante grasas pero con calorías negativas. Se trata de un plato compuesto de verduras que permite tener en la misma receta una sopa liviana y un alimento fuerte. ¿Vas a probarla?

Ingredientes Escabeche de verdura en vinagre

  • 6 cebollas grandes
  • 2 pimientos verdes
  • apio a gusto
  • 5 zapallos italianos
  • 1/2 taza de té de vinagre
  • Una pastilla de caldo desgrasado (pollo, verduras, sabor a elección)
  • 300 ml de aceite extra virgen de oliva
  • un palito de canela
  • pimienta a gusto
  • clavos de garrofas

Preparación

Sobre nuestra mesa de trabajo ya tenemos los ingredientes para nuestra receta. Comenzamos esta receta limpiando bien las verduras. Después ponemos en una olla grande la pastilla de caldo y ponemos las verduras pero no los zapallos que se hierve separadamente de manera muy muy rápida: ¡no tienen que perder sus colores originales! Después se sacan de la olla y se guardan.

Entonces en un sartén empezamos con calentar a fuego medio el aceite para sofreír los zapallos. Juntos con el aceite ponemos clavos, el palito de canela y la pimienta.

Cuando el aceite estará en temperatura ponemos los zapallos en el sartén: solo se ponen y se sacan dando una vuelta en el aceite. Eso es muy importante porque no entrega malo sabor a la verdura pero solo un gusto sabroso al plato. Sacamos los zapallos pero, ¡cuidados!, no echar el aceite cocido sino guardarlo. El resultado: el aceite debe ser no demasiado sofreído sino casi límpido, solo un poquito denso por el jugo de los zapallos y los gustos.

Ahora en un recipiente plano pero con una buena capacidad ponemos las verduras (ya cortamos las cebollas en discos) y los zapallos y cuando estarán bien puestos recubrimos con el aceite que guardamos después haberlo mezclado con la vinagre. Guardamolos a lo menos por un días en el refrigerador a temperatura baja.

Ya está listo pero cuando os probaran el sabor será espectacular: ¡a disfrutar!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *